Mundo País Política

Fernández le ofreció a Cristina Caamaño el cargo de embajadora en Israel

El presidente Alberto Fernández le ofreció a la saliente interventora de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Cristina Caamaño, el cargo de embajadora en Israel, que hasta ahora ocupó Sergio Urribarri, condenado por corrupción en Entre Ríos.

La información fue confirmada a La Nación por altas fuentes oficiales que participan con el mandatario de su visita a Los Angeles, para participar en la cumbre de las Américas. Cerca de Caamaño dijeron que el asunto depende de Presidencia.

Caamaño acaba de ser reemplazada el último fin de semana en la AFI por Agustín Rossi, traspaso que también significó el fin de la intervención que encabezó en ese organismo. Allí marcó su gestión con el intento de despolitizar el organismo, pero al mismo tiempo sufrió un duro revés cuando envió a la Justicia una lista con todos los agentes secretos, sus nombres y destinos, y esa nómina fue filtrada.

Caamaño trazó un buen vínculo con el Estado de Israel en los últimos años, señalaron fuentes que siguieron de cerca su gestión como interventora. Una fuente con trayectoria en el mundo de la inteligencia aseguró a este medio que en la agenda de Caamaño al frente de la AFI la relación con Israel fue “prioritaria”. “Israel fue el primer país que visitó Alberto Fernández cuando asumió su gobierno, de ahí en adelante la relación con ese país empezó a crecer”, dijo.

Caamaño dejó su cargo como interventora de la AFI el sábado pasado, cuando Alberto Fernández puso fin a la intervención que duró desde el inicio del gobierno del Frente de Todos. No logró nunca obtener el acuerdo del Senado, territorio dominado por la vicepresidenta Cristina Kirchner, para ser designada directora de la central de inteligencia. También necesitará ese aval para desembarcar como embajadora en Israel.

Por su parte Urribarri fue condenado a ocho años de prisión e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos por los delitos de negociación incompatible con la administración pública y peculado. Si bien después del fallo presentó la renuncia, un nuevo escándalo se desató el 25 de Mayo cuando se lo vio en la embajada en Tel Aviv encabezando un acto por el día patrio. (Análisis Digital)